El Seguro Social de Méjico embarga bienes a Fresenius (dueño de QuirónSalud) por practicas monopolísticas

18 Ago

Las resoluciones de las pesquisas efectuadas desde 2006 confirmaron que los laboratorios vendieron la insulina a un sobreprecio de 57.6 por ciento.

Mikel Arriola, Director del Instiruto Méxicano del Seguro Social

Tras más de 10 años de litigio, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) embargó bienes de farmacéuticas poderosas acusadas de “colusión y monopolio absoluto” para elevar el precio de la insulina y, con ello, recuperar 660 millones de pesos por el daño causado.

En 2015, la Suprema Corte de Justicia (SCJN) confirmó la legalidad de la extinta Comisión Federal de Competencia en el sentido de que las firmas Eli Lilly, Baxter, Fresenius Kabi (Dueña de QuirónSalud) , Laboratorio Pisa, Probiomed y Cryopharma efectuaron prácticas monopólicas absolutas, entre 2003 y 2006, para elevar el costo del producto.

Las resoluciones de las pesquisas efectuadas desde 2006 confirmaron que los laboratorios vendieron la insulina a un sobreprecio de 57.6 por ciento, causando daño patrimonial por 620 millones de pesos, por lo que la SCJN dio la razón al IMSS.

“Ya estamos ejerciendo las acciones litigiosas contra las firmas involucradas en una práctica monopólica absoluta en la materia; hemos podido embargar bienes de varias, garantizando el patrimonio del instituto que, como lo estableció la Comisión Federal de Competencia Económica y la propia Corte, lo confirmó, fue vulnerado”, dijo el director general del IMSS, Mikel Arriola.

Dijo que aún no se han devuelto esos recursos, pero el proceso que encabezan es para que, por primera vez, el Seguro Social sea retribuido por el daño causado.

Esta no es la única batalla del IMSS, el año pasado la Secretaría de la Función Pública inhabilitó a Fresenius Medica! Care de México y Fresenius Medica! Ca re Compañía de Servicios por incumplir con 19 contratos de servicios de hemodiálisis, causando daño al instituto por 557 millones de pesos.

Origen: Embarga Seguro Social bienes a farmacéuticas – Grupo Milenio

El PAR pide la comparecencia del consejero de Sanidad sobre el plan de incentivos para centros de salud de difícil cobertura

18 Ago

El Grupo Parlamentario del Partido Aragonés ha solicitado la Comparecencia del Consejero de Sanidad, Sebastián Celaya, al objeto de que explique el pacto al que se ha llegado con la Mesa Sectorial de Sanidad en materia de incentivos para los profesionales sanitarios en aquellos centros del Servicio Aragonés de salud considerados de “difícil cobertura”.

Recientemente, el pasado 11 de agosto el Boletín Oficial de Aragón recogió la Resolución de 10 de Julio de 2017, por la que se resuelve la publicación del pacto de la Mesa Sectorial de Sanidad en materia de incentivos para los profesionales sanitarios en centros del Servicio Aragonés de Salud de difícil cobertura.

El Grupo Parlamentario del Partido Aragonés, a través de la comparecencia antedicha presentada a través de la diputada Berta Zapater, reclama al Consejero de Sanidad que explique los criterios que se han seguido para dejar centros de salud fuera de este plan de incentivos que tienen serias dificultades para que especialistas vayan a cubrir bajas o a cubrirse incluso las plazas.

Berta Zapater Vera, Diputada en Las Cortes de Aragón por el PAR

Igualmente, solicitarán conocer detalladamente los criterios que se han seguido, ya que para el Grupo Parlamentario del Partido Aragonés, la atención sanitaria en el medio rural presentan problemas que se están agudizando de un tiempo a esta parte. Berta Zapater ha manifestado por ello que “el Gobierno de Aragón tiene la obligación de ofrecer igual servicio de Sanidad en el medio rural que en el área metropolitana de Zaragoza.”

La diputada del PAR recuerda, además, que la realización del Plan de Incentivos se aprobó en una Proposición No de Ley presentada por el Partido Aragonés en febrero de 2016 “tiempo más que suficiente para ponerse a trabajar de manera urgente en este tema”. “Cada vez son mayores las dificultades que se encuentran para cubrir estas plazas en el medio rural. Por ello, urge una actuación eficiente del Gobierno de Aragón”, ha concluido la parlamentaria del PAR.

Origen: Diario Aragones :: Radio Ebro – El PAR pide la comparecencia del consejero de Sanidad sobre el plan de incentivos para centros de salud de difícil cobertura

PENSIONES DE PRIVILEGIO PARA ALTOS CARGOS

17 Ago

Ramiro GRAU MORANCHO

Abogado y escritor, Académico Correspondiente de la Real Academia de Jurisprudencia y Legislación www.ramirograumorancho.com
Ramiro Grau Morancho

Ramiro Grau Morancho

La crisis actual, una vez más, vamos a pagarla el pueblo llano, las clases pasivas, los funcionarios, y los contribuyentes en general –que somos todos- mediante el incremento del IVA y otros impuestos, que ya se anuncia…

La clase dirigente (por llamarla de alguna manera, aunque realmente habría que denominarla la clase inepta) se librará de la quema, y seguirá usando y abusando del Estado y las diversas Administraciones Públicas, en provecho propio. Y para muestra, un botón.

Al comienzo de la transición, esa que ahora se quiere enterrar, por mor de volver a las luchas fratricidas y enfrentamientos entre hermanos, que fueron el preludio de la guerra civil, se organizó una gran polémica con las pensiones vitalicias de que disfrutaban quienes habían sido ministros en los diversos gobiernos de Franco (alrededor de un centenar de personas), y que les permitían vivir con dignidad a quienes habían descuidado su vida profesional, o, simplemente, la habían abandonado, por el servicio público. Al final, y tras mucha polémica, se llegó a una solución de consenso, consistente en dejarles una paga durante dos años, que les permitiera rehacer su actividad laboral, una vez cesados, pues ya sabemos que aquí no dimite nadie o casi nadie.

¿Qué sucede ahora? Los socialistas introdujeron hace algunos años una modificación legal en la ley de acompañamiento a los presupuestos generales del Estado, en virtud de la cual todos los directores generales que hayan ocupado el cargo durante más de dos años, disfrutarán del complemento específico de alto cargo hasta que se jubilen, por el simple hecho de haberlo sido. Y una vez jubilados, pasan a disfrutar de la pensión máxima de nuestro generoso sistema de clases pasivas.

¿Y qué pasa con los profesionales liberales, empresarios, trabajadores autónomos y por cuenta ajena, etc., que hayan sido nombrados directores generales, en los pocos casos en que es posible ocupar el cargo sin ser funcionario? Pues que se joroben… Ellos no tienen derecho alguno, una vez cesados, por no ser funcionarios.

Esta medida, claramente UN PRIVILEGIO PARA LOS ALTOS FUNCIONARIOS (y cargos asimilados a directores generales, delegados del gobierno, rectores de universidades públicas, etc.), pretendía compensarles por el esfuerzo y la dedicación al cargo. Rápidamente los ex directores generales de las 17 comunidades comenzaron a acudir a los tribunales, diciendo que ellos no eran menos directores generales que los de la administración central del Estado, y consiguieron idéntico beneficio…

Multiplíquese el número de ministerios –muchos de ellos inútiles- por los numerosos directores generales existentes en cada uno de ellos, las consejerías de las 17 comunidades autónomas por los varios altos cargos existentes en cada una, a un promedio de diez a quince departamentos por autonomía, el alrededor de medio centenar de universidades públicas, etc., y nos encontraremos con VARIOS MILES DE FUNCIONARIOS disfrutando del complemento específico de alto cargo, y camino de una jubilación millonaria, en su día.

¿Puede España seguir soportando este despilfarro? Evidentemente, NO.

(Las Cortes de Aragón han aprobado recientemente un Acuerdo, por unanimidad, faltaría más, por el que extienden este privilegio a sus 67 diputados. ¡Y es que con las cosas de comer no se juega! Por supuesto los podemistas fueron los primeros en votar a favor…).

Cautela ante la activación del plan de incentivos del Salud

17 Ago

En el territorio esperan que no sea lista cerrada ya que solo se aplicará en 5 de los 12 centros de salud bajoaragoneses.

Consultorio de Torrevelilla que comparte médico con tres poblaciones más.

El sábado, y tras la publicación el viernes en el Boletín Oficial de Aragón (BOA), entraron en vigor los incentivos para los profesionales sanitarios en centros de salud de difícil cobertura. Con esta medida, el Salud premiará a los médicos que soliciten plaza en 29 centros de todo Aragón.

No obstante, no todos los centros están contemplados. El documento recoge el listado que se preveía según lo pactado en junio con los sindicatos de la Mesa Sectorial de Sanidad. Además del Hospital de Alcañiz, solo cinco ambulatorios de los doce del territorio están incluidos. Se trata de los centros de Cantavieja, Caspe, Maella, Valderrobres y Mas de las Matas. Por lo que no se pueden beneficiar del plan de incentivos los centros de Atención Primaria de Alcañiz, Alcorisa, Andorra, Calaceite, Calanda, Híjar y Muniesa.

Para los especialistas, todas las plazas fuera de Zaragoza están incentivadas por considerarse de difícil cobertura

Cautela y expectación

La publicación del plan el viernes cogió por sorpresa a la mayoría de ayuntamientos que se encuentran, bien en vacaciones, bien en fiestas patronales. Es el caso de Torrevelilla, que depende de Calanda y que está a punto de comenzar los festejos. «¿Qué no estamos? Pues no me parece normal. Miraremos bien los incentivos porque lo desconozco y si en septiembre hay que tomar medidas, las tomaremos», dijo el alcalde, Carlos Martín.

El edil lamentó, no obstante, que la Sanidad sea uno de los muchos problemas del medio rural. «Nos pasa con Educación y con muchas cosas, que los profesionales no quieren venir aquí. Estamos hablando del bienestar de los trabajadores pero también de los vecinos», añadió.

De la misma opinión se mostró el alcalde de La Cañada de Verich, José Manuel Ínsa, cuyo centro también depende del calandino. «Tenemos el pueblo lleno y no se cubren las bajas. De hecho, este verano ya hubo un día que no se pasó consulta porque el médico estaba de vacaciones», aseguró.

Ínsa se mostró favorable a los incentivos pero consideró que el paso dado es grande pero insuficiente. Para que lo sea, el plan debería integrarse por los centros de salud según la época y las necesidades, es decir, que se apliquen los incentivos cuando y donde haya problemas para cubrir plazas en lugar de tener una lista establecida.

Otro aspecto que reivindicó es el derecho del usuario, ya que «se ha contado con los sindicatos pero no con los ayuntamientos», dijo. «Se supone que tenemos derecho a una atención vivamos donde vivamos y a algunos médicos habría que recordarles su juramento hipocrático. Igual que recoge incentivos, echo de menos sanciones para aquellos que rechacen plazas, o incentivos para aquellos que alarguen su jubilación, por ejemplo», valoró.

«En el medio rural pagamos los mismos impuestos que los vecinos de la ciudad y nos deben los mismos servicios porque garantizarlos es nuestra única arma para luchar contra la despoblación», concluyó.

Tanto Ínsa como Martín compartieron una reunión con el consejero de Sanidad hace dos semanas en Alcañiz. Sebastián Celaya presentó el proyecto del nuevo Hospital y mantuvo un encuentro con estos y otros alcaldes.

Desde DGA aseguraron «que habría movilidad» en la lista. «El plan está pactado con los sindicatos y yo creo que todos los que tienen problemas van a entrar», aseguró entonces.

Origen: Beatriz Severino. Beatriz Severino | La Comarca

Formalizado el contrato de obras del nuevo hospital de Alcañiz

17 Ago

Proyecto del nuevo hospital de Alcañiz

El Servicio Aragonés de Salud, ha hecho pública en el BOA de hoy  la formalización del contrato de las obras de construcción de un nuevo Hospital en Alcañiz (Teruel).

El adjudicatario es Obrascon Huarte Lain, S.A & Dragados, S.A (UTE Nuevo Hospital de Alcañiz). El importe de adjudicación es de cuarenta y siete millones quinientos dos mil cuatrocientos veintidós euros con cuarenta y tres céntimos (47.502.422,43) IVA excluido.

 

NAZIS SIN FRONTERAS

16 Ago

Ana Cuevas

Ana Cuevas Pascual

El asesinato despiadado de una joven anti-fascista en Charlottesville (EEUU)  nos descubre que, el país más poderoso del mundo, también tiene los armarios abarrotados de espectros. Hay viejas heridas en la historia que no acaban de curarse. En España sabemos algo sobre esto. Aquí no faltan voceros revisionistas de la verdad histórica que niegan, o pretenden pasar página, de miles de crímenes que han quedado impunes.  Ejecuciones, fosas abandonadas, torturas, violaciones… Todo se barre convenientemente bajo la alfombra del olvido. Si no, ¿cómo sería posible que el partido en el gobierno hubiera sido fundado por un ministro franquista? De aquello que no se habla, no existe. Invirtiendo la carga de la prueba, se tacha de revanchistas a quienes claman justicia. No se puede cimentar un gran país sobre la humillación y el desprecio a las víctimas de la dictadura. Sobre falacias e hipocresía. Así nos va.

A los estadounidenses también les han contado muchos cuentos chinos. Por ejemplo que Lincoln fue el garante del abolicionismo. Lo cierto es que tengo entendido que era un tipo racista que realmente servía a los intereses de los empresarios industriales del norte. Los derechos de los afroamericanos han sido, y siguen siendo, ganados con su propia sangre, sudor y lágrimas. Componen el sector más pobre de la población. Los negros estadounidenses llenan las cárceles y mueren abatidos a tiros en la calle por la policía.

 A veces, sin ninguna causa aparente más allá del “sospechoso” color de su piel.

Hollywood contribuyó a crear las versiones torticeras que el establisment  necesitaba para escribir los renglones torcidos de la historia. Como el  NODO patrio pero en cinemascope y de difusión internacional. Pero manipular los hechos no es prerrogativa del cine.

Periódicos y otros medios españoles, como El País, nos sorprenden por la tibieza que emplean a la hora de llamar a las cosas por su nombre. Hablan de disturbios entre radicales opuestos. ¿Perdón? ¿Pretenden meter en el mismo saco a los anti-fascistas y a los nazis?

Porque convendría aclarar que los primeros defienden los derechos humanos, están en contra del racismo y a favor de la justicia social. Y los segundos, pues eso. Son nazis. Llevan esvásticas, pegan palizas a la gente de otra raza, a los inmigrantes, a los vagabundos, a los que visten diferente o a los homosexuales. A la hora de repartir estopa son unos demócratas de campeonato.

La explosión de violencia supremacista en Charlottesville no es aleatoria. El mandato de Trumph ha proporcionado un caldo adecuado de cultivo para que salgan a la luz esas heridas podridas. Cerradas en falso desde la guerra de secesión.

Igual que sucede en España. Donde la fundación Francisco Franco  recibe fondos públicos para retorcer maquiavélicamente la historia y pintar al dictador como un santo que no mató una mosca en su vida. Donde se le conserva en un mausoleo, enterrado junto a sus víctimas que permanecen ahí a la fuerza. Aún ahora. Un país donde una organización que fue manifiestamente criminal como Falange, tiene total libertad para esparcir su ideología falsaria y repugnante. Donde organizaciones neonazis reciben cobijo gacias a la generosidad de políticos, igual peperos que sociatas, para reunirse y hacer apología de la violencia irracional.

Hoy en día es habitual que se califique de nazi a casi todas y todos… menos a los nazis. Si defiendes los derechos de la mujer te llaman feminazi. Si te posicionas ideológicamente a la izquierda te llaman nazi y genocida. Si eres ecologista eres una nazi.

En cambio, si te paseas con una cruz gamada al hombro gritando ¡Heil Hitler! estás haciendo uso de tu libertad de expresión.

Cada 20 de noviembre vivimos nuestro propio Charlottesville. Nazis, fascistas y supremacistas patrios exhiben impunemente su antología del horror. Amagan contra una sociedad que quiere convivir en paz. Que quiere cerrar las heridas sí. Pero previa desinfección y limpieza de toda la porquería, como ellos,  que aún supura.

Queremos pasar página pero después de haber leído todo el libro. Es la ignorancia la que permite que tarados violentos de todo el mundo campen a sus anchas amparados en la libertad de expresión. Los mismos que  no dudarían en eliminar a quien se expresa diferente a sus ideas. Como la muchacha atropellada por el nazi supremacista blanco. ¿El crimen es también libertad de expresión?

A riesgo de que me llamen nazi quiero recordar el artículo 510.1.a) del Código penal castiga con una pena de uno a cuatro años de prisión y multa de seis a doce meses a aquellos que “públicamente fomenten, promuevan o inciten directa o indirectamente al odio, hostilidad, discriminación o violencia contra un grupo, una parte del mismo o contra una persona determinada por razón de su pertenencia a aquél, por motivos racistas, antisemitas u otros referentes a la ideología, religión o creencias, situación familiar, la pertenencia de sus miembros a una etnia, raza o nación, su origen nacional, su sexo, orientación o identidad sexual, por razones de género, enfermedad o discapacidad”.

Lo digo para cuando llegue el próximo 20 de noviembre. Por si los mandamases tienen a bien tener la ley en cuenta. Ya que eso de cumplir la ley de Memoria Histórica parece que no cala.

 anacuevaspascual@gmail.com web: http://kuentoschinos.blogia.com Facebook: https://www.facebook.com/ana.cuevaspascual. Twitter: https://twitter.com/tragachicos

José Manuel Castañón

16 Ago

Antonio Tejedor Garcia. Escritor y Profesor

Antonio Tejedor García

Antonio Tejedor García

José Manuel Castañón fue capitán en la guerra civil española en el bando franquista y posteriormente, combatiente en la División Azul. Tras la guerra, ejerce de abogado en Oviedo. Un día cayó en su mano izquierda (la derecha la había perdido en la refriega) un libro del poeta peruano César Vallejo, quizá Los heraldos negros o Trilce o cualquier otro. Lo que sí estaba era prohibido, por supuesto. Pero Castañón se asomó a un verso, luego a otro y ya no pudo parar. El oficial vencedor pasó la noche en vela leyendo al poeta de los vencidos.

De cómo la poesía de Vallejo revuelve el cuerpo entero de José M. Castañón nos da idea su decisión de renunciar al grado de capitán y pedir que su sueldo de mutilado de guerra sea destinado a un mutilado republicano. Es acusado de subversivo y encarcelado. Allí escribe su primera novela, Moletu-Voleva, o la novela de la locura dolarista. Cuando es liberado se exilia a Venezuela y allí continúa su carrera como escritor. Uno de sus libros más celebrados es Pasión por Vallejo y fue declarado hijo adoptivo de Santiago de Chuco, lugar de nacimiento del poeta peruano. Tras la muerte de Franco volvió a Madrid, donde falleció en 2001.

En pocas palabras, esta es la historia de J. M Castañón. La conocí de la mano de Eduardo Galeano y su maravilloso Libro de los abrazos. (Recomendé su lectura en mi blog no hace mucho. Ver Libros que me gustaron). El Libro de los abrazos es una colección de pequeños relatos en donde mezcla realidad y fantasía y uno no sabe dónde acaba una y empieza la otra ni falta que hace. ¿Hasta dónde es fiel a la historia y qué añade de su cosecha y de su buen escribir? No pude por menos de visitar a mi amigo Google porque no daba crédito ni posibilidad real a lo leído, sino que veía el relato como una invitación a la lectura o un bello cuento de ánimo. Pero, no, la historia es cierta y lo único que desconozco es si cada detalle escrito en El libro de los abrazos se corresponde exactamente con lo vivido o hay alegrías de don Eduardo para cuadrar mejor el cuento.

No es fácil que caiga uno del caballo, como Saulo, y se convierta a una nueva religión o ideología. Menos, a nuestra edad. Vivimos en una sociedad donde las ideas ocupan espacios estancos, herméticamente cerrados y la posibilidad de cambio de orientación, lejos de ser considerado como resultado de una profunda introspección personal y, por tanto, dueña de todos los merecimientos y respetos, es tildada de traición. Y al delator se le retira la palabra y los honores, si los hubiere. También es posible que ese intercambio de campos suceda por otros motivos menos ortodoxos o más espurios, donde el estatus social o económico gane el terreno a las ideas. Allá cada uno.

De cualquier manera, no deja de resultar extraño en grado sumo que un radical de Falange y participante en la División Azul dé un giro tan de circunferencia completa en su ideología por unos versos de César Vallejo. Luego dirán que la literatura no va más allá del pasatiempo, que su influencia en la concienciación de la gente es nula. Casi nula, apostaríamos, porque lo cierto es que no hay norma sin excepción. A cuento de esto, me viene a la memoria unas palabras de Ricardo Piglia en una entrevista periodística –las conté en un escrito anterior- sobre el valor de los libros. Le habían hecho esta pregunta –para qué vale la literatura- en un programa de radio y por más que lo intentaba no recordaba la respuesta. Sin embargo, en medio de ese esfuerzo le llegó la luz, le vino a la cabeza no lo que dijo, sino lo que tenía que haber dicho: los libros sirven para salvar la vida. Seguro que José Manuel Castañón también firmaba estas palabras.

Correo electrónico: espikap@Hotmail.com  Blog: www.lagartosquebrada.blogspot.com