Archive by Author

Convenio de colaboración con Farmacéuticos Mundi y la Fundacion Itaka Escolapios

17 Dic

BOA-CABECERAORDEN de 12 de noviembre de 2015, del Consejero de Presidencia, por la que se dispone la publicación del convenio de colaboración entre el Gobierno de Aragón y Farmacéuticos Mundi, para la realización de los proyectos/programas: 1) Aumento del conocimiento, sensibilidad y actitudes positivas sobre la problemática de acceso a los medicamentos esenciales en los países más desfavorecidos, entre colectivos de universitarios, jóvenes y otros colectivos sociales de Aragón y 2) Fortalecimiento de la integralidad y la pertinencia cultural de la atención en salud sexual y reproductiva de las mujeres indígenas en el municipio de Santa Lucía Utatlán, departamento de Sololá, Guatemala.

ORDEN de 12 de noviembre de 2015, del Consejero de Presidencia, por la que se dispone la publicación del convenio de colaboración entre el Gobierno de Aragón y Fundación Itaka-Escolapios, para la realización del proyecto/programa: Campaña de sensibilización: Amigos del mundo.

Celaya sube las partidas para salud mental, tecnología y conciertos. Poco para hospitales y AP

14 Dic

Bajan las inversiones en un presupuesto que crece un 12,5%, la primera subida desde el 2011. Sanidad repondrá el aparataje del Pablo Remacha que fue trasladado por el anterior Ejecutivo al Servet

Sebastian Celaya, Consejero de Sanidad pasado por Photsohop

Sebastian Celaya, Consejero de Sanidad pasado por Photsohop

Habrá más dinero para salud mental, tecnología sanitaria o vacunas. También para conciertos con clínicas privadas y otros hospitales para frenar la lista de espera, a los que Sanidad destinará un 48% más que la cantidad programada el pasado año para este cometido. Bajarán, por contra, las inversiones en el Salud o el dinero para infraestructuras sanitarias. Las cuentas del departamento, expuestas ayer por el consejero Sebastián Celaya en las Cortes, anuncian un incremento del 12,5% en el presupuesto total del departamento hasta alcanzar los 1.800 millones de euros –el 35% del total del Gobierno aragonés–.

“No se puede hacer más con menos. Es el mejor presupuesto que se puede tener. Realista y suficiente”, aseveró Celaya en una exposición cargada de cifras en la que se congratuló del resultado de unas cuentas que, en su opinión, deja atrás “cuatro años de penumbra” en la sanidad aragonesa. Así, el presupuesto destinado al departamento crece un 7,7% (97,9 millones de euros) y el dirigido al Salud también aumenta un 14,2% (1.681 millones).

El hospital Militar y el San Juan de Dios de Zaragoza se llevan gran parte del aumento presupuestario destinado a derivaciones a otros centros para reducir la lista de espera. En este sentido, Celaya volvió a admitir que, en estos momentos, es una “quimera” la posibilidad de atajar esta demora quirúrgica solo con recursos públicos.

PRÓTESIS Como el consejero había anticipado, la salud mental protagoniza otra de las principales subidas, al contar con un 10% más (9,5 millones) para “dignificar a estos pacientes”, indicó Celaya, que, asimismo, anunció un incremento de 4,7 a 6,2 millones de euros para ampliar el pago para prótesis y sillas de ruedas, así como gastos de desplazamiento y manutención para estos pacientes. “Ahora se está tardando más de un año y medio en realizar estos pagos y queremos que, a partir de ahora, se hagan en el mismo año”, dijo el consejero.

La dirección general de Salud Pública se lleva el mayor aumento, pasando de 26 a 29,96 millones, aumentado de 5 a 8 millones la partida para el calendario de vacunaciones, incorporando la del neumococo, modificando la de la varicela y la del virus del papiloma. Además, se renovarán equipos de laboratorio y se adquirirá un cromatógrafo para la investigación de plaguicidas en agua, pudiendo controlar así la presencia de lindano en el río Gállego.

La renovación de tecnología sanitaria también crece, con 8,5 millones de euros. Especialmente relevante es la de Salud Pública, que crece un 300% pasando de menos de 100.000 euros a 317.000. En el Salud, por su parte, se prevé destinar 8,5 millones para renovación tecnológica, con más ecógrafos y mamógrafos. Celaya anunció la renovación del aparataje perdido –tres ecógrafos y un mamógrafo– en el centro de especialidades Pablo Remacha, para trasladarlo al Servet por el anterior Ejecutivo.

Las inversiones en el Salud caen hasta los 16,5 millones de euros.

Poco para los hospitales y AP

Carmen Susín (PP) criticó los presupuestos porque, a su juicio, “no responden a los retos planteados por las necesidades actuales, no aseguran la sostenibilidad del sistema público, no apuestan por la innovación y la investigación y se olvidan de los profesionales. Itxaso Cabrera (Podemos) los calificó de “poco valientes” y “cogidos con pinzas” y aseguró que tampoco ve “rapidez y emergencia” en la puesta en marcha de los hospitales de Teruel y Alcañiz.

PRESUPUESTOS MAQUILLADOS. La diputada del PAR Berta Zapater reconoció que los ingresos son limitados y hay que repartirlos, pero opinó que no es realista y que está “maquillado”, lo que compartió con José Luis Juste, de Ciudadanos, quien señaló que este incremento “no es real” porque se incluyen partidas del año pasado. Por el contrario, la socialista Olvido Moratinos insistió en que son “realistas, viables y creíbles”, mientras que la diputada de CHA Carmen Martínez dijo que al consejero “le va a faltar legislatura” para poder restituir la sanidad pública y mejorar su calidad y equidad.

Origen: Celaya sube las partidas para salud mental, tecnología y conciertos – Aragón – El Periódico de Aragón y  Poco para los hospitales – Aragón – El Periódico de Aragón

EL TRUCO DEL CAJÓN

El Consejero de Sanidad se comporta como la casta que define Podemos. Usa el partido para colocar a su hija. Usa el presupuesto de facturas impagadas del 2015 para engordar el del 2016 y asi demostrar el talante progresista. Son trucos heredados de los malos politicos del bipartito PSOE/ PP.

Celeya tambien usa el truco cajón para operar las listas de espera. Cuando el paciente va a la ventanilla para pedir cita le dicen “ya le avisaremos” mientras el volante va al cajon con lo que no se incluye en la lista de espera. Este truco lo utilizó cuendo era Gerente del Clinico y ahora lo sigue haciendo.

 

Las urgencias del Servet vuelven a saturarse con hasta 60 pacientes pendientes de ingreso

11 Dic

La falta de camas ha obligado a llevar a veinte enfermos a otros centros en los últimos días. Los boxes estaban ayer llenos y llegó a haber 15 enfermos en los pasillos a media mañana

Varios pacientes esperaban ayer a última hora de la mañana en el pasillo.Heraldo

Los peores presagios se han cumplido. Los servicios de Urgencias de los principales hospitales de Zaragoza han sufrido estos días las consecuencias de un largo puente festivo con salas de espera llenas y pacientes en los pasillos. Ayer, en la Casa Grande, según confirmaron trabajadores del centro, llegaron a acumularse a media mañana hasta 60 personas pendientes de ingreso y se volvió a tener que derivar a enfermos al Militar y a San Juan de Dios. Conforme se dieron dando altas, esta situación mejoró y a primera hora de la tarde, eran 30 los enfermos en este impasse.

Si habitualmente los lunes son complicados para las Urgencias hospitalarias, las gerencias de los sectores temían y eran conscientes de las consecuencias que podía acarrear el puente de la Constitución, con cuatro días de fiesta y sin servicio en centros de salud (salvo los de Atención Continuada). De hecho, el consejero de Sanidad, Sebastián Celaya, explicó que se había preparado un plan para poder asumir la demanda durante estos días.

Si la presión asistencial se comenzó a notar a partir del lunes (todavía festivo), fue ayer cuando la llegada de pacientes al Miguel Servet fue en aumento. A última hora de la mañana, se llegaron a acumular hasta 15 pacientes en pasillos, 22 en boxes y 67 distribuidos en las tres salas de observación (con capacidad para 24 personas, 24 y 19, respectivamente).

Pero, ¿por qué se produce este atasco? El incremento de atenciones lleva consigo un aumento de personas que necesitan ingreso. La falta de camas suficientes para absorber esa demanda produce un cuello de botella en Urgencias, ya que los pacientes tienen que esperar hasta que se liberen habitaciones. En la mayoría de las ocasiones, la situación mejora cuando se empiezan a dar altas y se derivan pacientes a otros hospitales. Según explicaron desde el Servet, durante el fin de semana se tuvieron que enviar 17 pacientes a San Juan de Dios, pero ayer este centro solo disponía de dos camas libres y el Militar, otras dos.

Esperas de hasta cien horas

Así, a media mañana, había hasta 60 pacientes pendientes de ingreso con esperas que en algunos casos alcanzaban las cien horas. En muchas ocasiones, estas demoras más largas las sufren pacientes con patologías muy concretas que necesitan cama en una planta determinada, por ejemplo, por la necesidad de tener acceso a un aparato concreto.

Pero al problema por la limitación de las camas se une, según explican algunos trabajadores, la propia falta de organización del hospital.

Recuerdan que la mitad de plantilla de enfermería del servicio ha decidido trasladarse a otros servicios (por acoplamiento interno). Aunque aseguran que el personal que ha llegado a sustituirlo está perfectamente capacitado, reconocen que todavía tiene alguna carencia. Por ejemplo, no todos pueden estar en el triaje ya que se necesita una experiencia mínima en Urgencias y un curso previo para poder enfrentarse a esta tarea.

Por su parte, fuentes del Miguel Servet admitieron ayer que la situación en las Urgencias estaba siendo complicada estos últimos días. Explicaron que el día 8, hubo 350 atenciones en el hospital General, el día 7, 409 y el día 6, 282. La media de asistencias al día son unas 340. Además, las mismas fuentes hicieron hincapié en que se ha intentado hacer frente al incremento de demanda reforzando el servicio y facilitando los ingresos agilizando las altas.

Aunque los mayores problemas se registraron en el Miguel Servet, otros hospitales de la capital aragonesa como el Clínico o el Royo Villanova también han vivido unas últimas jornadas complicadas, según el sindicato CSI-F.

El incremento de las urgencias en los hospitales ha sido generalizado. En lo que va de año, ya se han atendido 6.200 personas más que en el mismo periodo de 2014. Hace unas semanas, el coordinador Asistencial, Javier Marzo, reconoció que este tipo de atenciones han aumentado entre un 3% y un 4% cada año. Recordó que debido a las características de la población aragonesa (mucha gente mayor) un 12% necesitan ingreso y las camas son limitadas. En ese sentido, adelantó que se va a intentar llegar a un acuerdo con San Juan de Dios para que ponga a disposición del Servet entre treinta o cuarenta camas extra más (para agudos y largas estancias).

Origen: Las urgencias del Servet vuelven a saturarse con hasta 60 pacientes pendientes de ingreso | Noticias de ARAGÓN en Heraldo.es

El Gobierno de Aragón regula los requisitos de los centros y servicios sanitarios

11 Dic

BOA-CABECERA

El BOA de hoy publica la Orden de 27 de noviembre de 2015, del Consejero de Sanidad, por la que se regulan las condiciones mínimas y los requisitos técnicos complementarios para la autorización de centros y servicios sanitarios en la Comunidad Autónoma de Aragón.

En los anexos de la orden se establecen los requisitos técnicos que deben reunir los centros y servicios sanitarios. Entre ellos se describen: Barreras arquitectónicas y accesibilidad, los espacios fisicos, el equipamiento, el personal, las condiciones de higiene, desinfeccón y esterilización, la documentación clínica o los medicamentos. Tambien hay una referencia espcial a los centros de telerradiodiagnóstico y de cirugía mayor ambulatoria. Tambien se regulan los requisitos técnicos para las unidades de hospitalización.

La normativa es tecnicamente incorrecta y presenta numeross deficiencias de las que relizaremos un informe

El valor de la investigación en salud

11 Dic

Rosa Magallón. Red Española de Atención Primaria. Belén Benedé. Programa Actividades Comunitarias Aragón

Hace muchos años que es sabida la influencia de la modificación de los estilos de vida en la salud y en la morbimortalidad de las poblaciones

Hace escasos días tuvimos la suerte de contar, en la presentación del nuevo y flamante Instituto de Investigación Sanitaria de Aragón, con Cristina Garmendia, que fue Ministra de Ciencia y actualmente ha retomado su faceta empresarial. Interesantes sus reflexiones y consejos para la innovación y el fomento de la investigación en salud, su valiosa experiencia y la claridad de su exposición en la necesidad de atraer investigación de calidad y en innovar, también en el sistema público.

Rosa Magallón Botalla

Rosa Magallón Botalla

Muy interesante porque, sin dejar de estar de acuerdo con ella y con los objetivos fundamentales de nuestro recién estrenado Instituto de Investigación, no tienen nada que ver con las reflexiones de otro reciente foro científico que tuvo lugar hace unos días en Zaragoza: las Jornadas Interdisciplinares de Salud Comunitaria, organizadas por la Red Española de Atención Primaria entre otras sociedades. Una de las conclusiones de estas Jornadas hacía referencia a la necesidad de investigar en la efectividad de las intervenciones comunitarias para mejorar la salud de las poblaciones. Hace ya muchos años que conocemos la influencia de la modificación de los estilos de vida en la salud y en la morbimortalidad de las poblaciones. De hecho, cada día hay más evidencia científica en relación a las intervenciones comunitarias de problemas de salud prevalentes en Atención Primaria y que han demostrado efectividad, como el aumento de la actividad física, la educación en diabetes, la reducción de factores riesgo cardiovascular, la mejora de salud mental o en caso de los ancianos la prevención de caídas, la práctica de ejercicio físico grupal o la disminución del aislamiento social.

También conocemos que la influencia de los servicios de salud tienen una repercusión mucho menor en los resultados en salud que pretendemos conseguir. Y sin embargo, tenemos la sensación de estar asistiendo a dos ligas distintas: primera y segunda división. Sobre todo en cuanto a la inversión, valor social, apoyo, conocimiento y percepción de la sociedad y de la comunidad científica. Aún en la situación de dramático recorte en la que nos encontramos, la asignación de recursos para la Investigación Básica, en nuevos fármacos que son variantes de viejos conocidos y/o en intervenciones sanitarias que muchas veces aportan poco o nada sobre lo anteriormente evidenciado, es infinitamente superior a lo que se invierte en Investigación Epidemiológica o en intervenciones dirigidas a promover estilos de vida saludables o sobre determinantes sociales de la salud. Si es que en verdad se invierte algo.

Los responsables de este desequilibrio deben de tomar nota. Porque la fascinación por determinada investigación, puede estar haciendo perder el sentido común y el sentido de la investigación: obtener nuevas evidencias que se puedan incorporar a los servicios de salud para mejorar la salud de las poblaciones y de sus determinantes. Y tenemos una urgente necesidad de investigar en la eficiencia de las actividades comunitarias, y en su incorporación a la cartera de servicios del SALUD. Para ello hay que revertir parte de los fondos de investigación por fármacos y/o hospitalaria, a la investigación social y comunitaria. Por el principio de equidad y transparencia que deben regir las políticas de salud, también en investigación.

Origen: Heraldo de Aragón

Imagen

Estamos de puente hasta el lunes

11 Dic

ESTAMOS-DE-PUENTE

El comité denuncia que el hospital de Jaca está «peor» que antes de la integración en el Salud

10 Dic

Los trabajadores rechazan la decisión de la consejería de Sanidad, que les niega la participación en la mesa de trabajo, y se plantean convocar protestas ciudadanas

Los trabajadores del hospital de Jaca se reunieron ayer al mediodía en una asamblea. PAOLA BANDRÉS.jpg

Los trabajadores del hospital de Jaca se reunieron ayer al mediodía en una asamblea. PAOLA BANDRÉS

El próximo 1 de enero de 2016 se cumple un año de la integración del hospital de Jaca en el Salud y «estamos peor de lo que estábamos», afirmó ayer el presidente del comité de empresa del centro sanitario, Roberto Sanz. Esa es la conclusión a la que llegaron ayer los más de 70 trabajadores que se reunieron en una asamblea y debatieron sobre la situación actual.

La ausencia de representación de trabajadores del hospital en la mesa de trabajo creada por el Consejo de Salud de Aragón y la falta de un especialista en Radiología fueron los puntos en los que se centró la asamblea en la que se pudo constatar el nerviosismo y el «miedo de los trabajadores al tener la sensación de que el fin de todo esto, es privar al hospital de la cartera de servicios actual», señaló Sanz.

El comité considera que es necesario que la ciudadanía esté al corriente de todo lo que ocurre por lo que «vamos a informar puntualmente a la población de todas las medidas que se adopten y de todos problemas que vayan surgiendo». Además, subrayó Roberto, «no descartamos hacerlo a través de alguna plataforma ciudadana y así hacernos oír más».

cuadro-hospital-jacaEl servicio de Ginecología y Obstetricia trabaja con normalidad desde que hace unas semanas se contratara a un nuevo especialista. Para el comité, se trata de una solución a corto plazo, ya que el facultativo tiene un contrato con una duración de seis meses y se desconoce si, una vez finalizado, se renovará o no. Tampoco se sabe qué sucederá en el caso de que este especialista cause baja. En cuanto al área de Radiología, la plaza está vacante desde el septiembre y ya se han derivado más de 600 ecografías al hospital San Jorge de Huesca, de las 900 pruebas de pacientes que están todavía en espera. Esto conlleva retrasos en los diagnósticos y desplazamientos a otros centros que no tendrían por qué producirse, mucho menos, para realizar pruebas tan sencillas como son las ecografías, denuncian. Los retrasos en este servicio provocan otros en Cirugía, Traumatología o Rehabilitación, por lo que la actividad general se ve mermada.

Los problemas no acaban aquí y se extienden a otros departamentos, como el de administración, en el cual ha habido alguna baja sin cubrir, si bien no es algo generalizado en este servicio en concreto, apuntaron.

Ante esta situación, los trabajadores del hospital no llegan a comprender las razones por las cuales la consejería de Sanidad del Gobierno de Aragón no aprueba que el comité de empresa esté representado en la mesa de trabajo para definir el futuro del centro. Roberto Sanz recordó que ya solicitaron en su día la voluntad de estar presentes en este grupo «y tenemos una contestación, por escrito, de la consejería en la que dice que no se requiere personal del comité y que, por agilidad del grupo, cuantos menos integrantes haya en la mesa, mejor». En este sentido, «esperamos que el Ayuntamiento, con el que hemos hablado en varias ocasiones, tenga influencia suficiente para defender el hospital». Hay que recordar que, en esta mesa de trabajo, está representada la administración autonómica, dos sindicatos, la Diputación, una asociación de Jaca, el Ayuntamiento de la ciudad, el Consejo de Salud de la zona y una asociación de pacientes.

Al comité de empresa del centro se le ha dado la opción de acudir a alguna de las convocatorias para exponer lo que considere oportuno pero eso, no es suficiente para el colectivo, ya que considera que su presencia tiene que ser equiparable a la del resto de miembros que componen la mesa de trabajo.

En definitiva, la actitud de la consejería no agrada al hospital de Jaca. El comité tiene claro que se trata de un asunto de «voluntad política» ya que no hay razones convincentes que hagan pensar que una ciudad como Jaca no necesita un centro con una cartera de servicios completa. «La consejería siempre habla de que se trata de una cuestión de viabilidad pero no estamos para nada de acuerdo», explicó Sanz. Recordó también los recursos humanos y materiales de los que dispone el centro sanitario, muchos de ellos prácticamente nuevos «y que ahora, como por ejemplo en el caso de Radiología, están totalmente infrautilizados ». Mientras, la incógnita sobre el futuro del hospital sobrevuela en el centro. Los trabajadores continúan atendiendo a los pacientes y trabajando de la mejor forma posible, pero lo cierto es que «el miedo cunde en el hospital de Jaca», zanjó Sanz.

Origen: PAOLA BANDRÉS. Heraldo de Aragón