EL PENÚLTIMO SUICIDIO

14 Feb

Antonio Tejedor García. Profesor y Escritor

Antonio Tejedor García

Antonio Tejedor García

5 de febrero de 2018, frente al Ayuntamiento de la ciudad de Nueva York, EE.UU.

Un taxista y conductor de limusinas profesional de la ciudad de Nueva York llamado Douglas Schifter hizo un último viaje al área del Bajo Manhattan. Varias horas antes había publicado en Facebook una acusación contra las autoridades políticas por permitir que “empresas de servicios de transporte en línea como Uber y Lyft desmantelen la industria del taxi de la ciudad y dejen sumidos en la pobreza a miles de conductores de taxi, entre ellos él mismo. Debido a la gran cantidad de coches disponibles, con conductores desesperados por intentar llevar el pan a sus hogares, Uber y Lift reducen las tarifas a un nivel inferior a los costos operativos y los profesionales como yo nos quedamos fuera del negocio. Las empresas cuentan su dinero y nosotros quedamos tirados en las calles por las que antes conducíamos, sin hogar y con hambre. No trabajaré como un esclavo por unas monedas. Prefiero estar muerto”.

Estacionado frente al edificio del Ayuntamiento en un sedán negro alquilado Schifter se suicidó de un disparo en la cabeza.

Uber y Lyft, las principales plataformas de servicio de transporte en línea o “empresas de redes de transporte”, han logrado eludir las leyes de regulación del servicio del taxi y multiplicar la cantidad de coches en las calles. De unos 50.000 coches de antes ahora se calculan unos 130.000. Los lobbies de estas empresas gastaron en 2016 más que Amazon, Walmart y Microsoft juntos; dinero que va a parar a manos de legisladores que cambian las leyes en su beneficio. ¿Eso no es corrupción? El hecho que el lobby sea legal en EE.UU. solo quiere decir que el dinero es más importante que el hombre y creo que lo dice todo con respecto a lo que entienden por democracia.

El suicidio de Douglas Schifter puede ser un caso aislado; no lo son las causas: ahí está el sistema. El capitalismo es así, mal que nos pese. Por encima del negocio, ni Dios. Aunque lo utilicen para ello. Quizás solo caigamos en la cuenta con el dramatismo de estas noticias, pero es para que lo pensemos e intentemos poner freno cuando se desmanda de esta forma. Además, cuenta con nuestro apoyo entusiasta: nos quejamos de las cifras del paro y, a la vez, por unos céntimos cargamos gasolina en estaciones sin empleados, por unos céntimos compramos a través de la red y a consecuencia de ello, desaparecen miles de empleos en las tiendas, por unos céntimos….

Cuando las barbas de tu vecino veas pelar….

Correo del autor: espikap@Hotmail.com  Blog: www.lagartosquebrada.blogspot.com
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: