Elegir ser prostituta


Ana Cuevas
Ana Cuevas

Ana Cuevas

Desde algunos sectores sociales se defiende la legalización de la prostitución como un acto de progresía. Quizás se trate de una reacción, poco reflexiva, al puritanismo imperante. Abogar por este argumento revela la falta de un análisis profundo sobre la sexualidad humana y la violencia simbólica contra la mujer que le acompaña. ¿A quién beneficia más la legalización? No hay que ser un lumbreras para deducir que los más interesados son los proxenetas. Dueños de clubs de carretera o macro-burdeles que están entusiasmados con la idea. Y no porque sean unos empresarios comprometidos con sus trabajadoras. Quienes se dedican a estas actividades son traficantes de personas y mafiosos que, de esta forma, verían aliviadas sus dificultades con la policía y los jueces.

Ciudadanos ha lanzado esta polémica al debate político. Es sano debatir. Pero hay que hacerlo desde la realidad cotidiana que padecen estas mujeres. Cuando se habla de trabajadoras del sexo que ejercen libremente su profesión, ¿a qué porcentaje nos referimos? Al margen de las cifras, que no cuentan las tragedias personales, vivimos en una sociedad donde se habla de la “elección individual” con mucha frivolidad. En un marco neoliberal salvaje (donde las posibilidades de sobrevivir a la pobreza se minimizan si además eres mujer) las elecciones que quedan pueden atentar contra la dignidad humana. Ya elijas ser prostituta o fregar escaleras doce horas diarias por seiscientos euros, solo estás escogiendo entre distintos modos de explotación.

Millones de personas son cosificadas, vendidas, compradas, explotadas por un sistema caníbal que las transforma en meras mercancías. En los países escandinavos en los que se ha legalizado la prostitución no se ha acabado con la trata de blancas. Ahora la practican con mayor impunidad.

Ciudadanos habla de proteger a las trabajadoras del sexo. Pero, ¿legalizar la prostitución hará posible esto? No hablamos de un trabajo cualquiera. ¿Les gustaría a ustedes que sus hijas optaran por esta profesión? A mí no, sinceramente.  La legalización no acabaría con las redes de captación de muchachas en países pobres para ser obligadas a prostituirse. Solo crearía un mercado paralelo donde las condiciones serían infra-humanas. Se potenciaría la esclavitud sexual en el underground. Además, es viable conceder derechos a las prostitutas sin legalizar la prostitución. Sin beneficiar a los comerciantes de personas que se enriquecen con la degradación de las mujeres y las niñas.

La clave puede estar en el patriarcado cultural, económico y social que nos envuelve. La prostitución invita al hombre, al macho, a separar la sexualidad de la humanidad. Convierte el cuerpo de la mujer en un producto más de consumo. Poco menos que un tetra brik de usar y tirar con el que no se necesita tener contacto emocional.

El debate está sobre la mesa. Algunos sectores de la izquierda y de los movimientos feministas andan divididos por esta cuestión. Sus valedores acusan de doble moral o mojigatería a quienes se oponen. Personalmente creo que apoyar la legalización supone dar el visto bueno a una estructura social anómala entre  seres humanos. Y que solo ayudaría a consagrar la desigualdad en la relación de poder entre los sexos.

El asunto merece un debate sereno pero necesario. Es imprescindible encontrar puntos de acuerdo para acabar con el patriarcado asfixiante que impide que las relaciones estén basadas en la igualdad y el respeto entre los sexos. Si de verdad queremos un mundo nuevo y más equitativo, habrá que bucear de lleno en estos barros
Firmado: Ana Cuevas. kuentoschinos@msn.com Pagina web: http://kuentoschinos.blogia.com

16 Comments

  1. Nada nada. La prostitución se esconde como se ha echo siempre y a mirar para otro lado.
    Sin embargo legalizaremos la okupación, esa que consiste en que en el Apartamento de la montaña que compró tu padre (tras descornarse más de 40 años en una fábrica, y que apenas disfrutó porque se murió a los dos años de jubilarse), se te meta una familia de “no integrados” que en su puta vida han dado un palo al agua, y aunque los denuncies no puedas echarlos.
    Que viva la progresía.

  2. CUEVAS -PORQUE NO HABLAS DEL SR LOPEZ AGUILAR PADRE DE LA LEY AIDO-DISCRIMINACION POSITIVA DE LA MUJER-PORQUE SU EX-NO QUIERTE DENUNCIAR PERO LOS TESTIGOS SI-TIPICO MALTRATADOR PERFIL-
    ESTE TRANCE DE 800 DENUNCIAS DOSCIENTAS HAN SIDO A TRAMITE -EL SR.LOPEZ AGUILAR SI FUESE UN CURRITO ESTARIA COMO ELMANDO A TANTOS AL TALEGO-

    CUEVAS-TODOS TE CONOCEMOS Y POR LO QUE HAS PASADO PERO DEJA VIVIR Y VIVE…………………………………..TE HAN DADO UNA OPORTUNIDAD …………………..NO ARREMTAS CONTRA TODO-ARREMETE CONTRA ESTE SEÑOR LOPEZ AGUILAR -( CARA DE RAYOS UVA ) Y SU COMPORTAMIENTO – COMO TODO MALTRATADOR DICE QUE ES INOCENTE Y DICE QUE ES VENGANZA Y DESPECHO DE LA MUJER , CLARO LA SUYA——————————–ESTO TU DIJESTE QUE EL DENUNCIADO DEBERA DE DEMOSTRAR SU INOCENCIA EN CONTRA DE LA LEY——————CUEVAS -SI UNA MUJER QUIERE SER PROSTITUTA , REALIZAR UNA IVE, DROGARSE,SER LESBIANA,MONJA,ILUMINADA ————————————-QUE VIVA—-

  3. Es igual que ahora haya prostitución masculina porque todo el mundo se apunta a lo malo mientras haya dinero por medio. Es un problema del capitalismo. El discurso sigue siendo machista en un mundo machista.
    No es problema de descalificar a alguien porque sea hombre, sino que este hombre se apoya en un discurso de hombre

    .
    No creo que ninguna mujer “no machista” quiera vivir a costa de la prostitución y a mi no me agustaria que mis hijos, ni mi hija ni mi hijo, tuvieran que ser explotados para poder vivir.
    Lo siento mucho pero yo no creo en la legalización de la explotación de las personas,

    1. ¡Qué cojones tiene que ver el capitalismo con la prostitución!
      Pinto canas desde hace muchos años y puedo fardar que he estado en paises comunistas como Albania ( año 1981) Yugoslavia,Hungria, Rumania con la familia Ceaucescu Berlin oriental, etc y la prostitución era igual o más que en los paises capitalistas. Vete a Cuba donde la prostitución es el pan de cada día.
      La prostitución tanto del hombre como de la mujer procede del alba de los tiempos, las personas se prostituyen porque entra dentro del ADN humano, es como la envidia, los celos, la violencia.. Hasta los primates se prostituyen y si no habla con los que realmente entienden de este tema porque te quedarías alucinada.
      No hay que prohibir nada lo que hay que hacer es acabar con los hijos de puta que se forran obligando y prostituyendo a personas (generalmente mujeres) en contra de su voluntad y ejerciendo violencia sobre personas indefensas que suelen estar en situaciones precarias obligándolas a ejercer una actividad que no desean.
      Salud .

      1. Lo siento pero lo mires por donde lo mires todo es un problema de dinero (es decir de capital), por muchos cojones que le pongas en tu comentario. Incluso en los paises que se llaman socialistas, de lo cual no tienen nada, es un problema de dinero.
        Yo no creo que se tenga que prohibir la prostitución, pero no creo en la legalización. No se ha de legalizar la explotación de las personas.
        Y sí dicen que es el trabajo más antiguo del mundo y eso es porque hasta hace poco había pocos trabajos que las mujeres podian realizar para vivir. Estamos en el siglo XXI y ya es hora de que las cosas cambien.
        No me vengas con discursos retrógrados.

  4. Yo no creo en absoluto en la legalización de la prostitución.
    La prostitución es una explotación del hombre sobre la mujer en este mundo machista en que vivimos. El que se aprovecha y sale siempre ganando es el hombre que suele ser el proxeneta.
    Y con la legalización sólo se consegiría la fiscalización, o sea legalizar la exclavitud de manera que el gobierno pudiera tener más ingresos a costa de la explotación. O sea todavía peor. .

    1. Esperanza cariño como se nota que no has estado en el mundo del lupanal ,etc. Es obvio que una gran mayoría de mujeres
      estan sometidas a la explotación de una cuadrilla de hijos de puta proxenetas que utilizan la coacción e incluso la violencia contra unas pobres desgraciadas normalmente con pocos recursos intimidándolas y siendo esclavas de esta cuadrilla de sin verguenzas( y soy amable con el adjetivo).
      Una vez dicho esto, también tenemos que ser conocedores de que hay profesionales ( por llamarle de alguna manera) que ejercen esta profesión totalmente voluntaria e incluso con agrado.
      ¡ Cuantas veces me acordaré de una profesional del sexo que preguntaba a una compañera mía que cuanto ganaba al mes!. En aquella época mi compañera que era administrativa ganaba unas 70.000 pesetas al mes.
      Bueno pues la profesional del sexo decía que eso era lo que ganaba en una noche con la “beautiful people” y le parecía deprimente tener que levantarse todas la mañanas a las siete de la mañana para ganar esa miseria, miseria que era lo que se gastaba en cremas en una semana.
      Como podemos observar hay de todo y por supuesto esto que comento desgraciadamente no es lo normal
      Pero acabando ya, lo que tengo claro es que prohibir no es la solución.

      1. Yo gracias a Dios no he estado en el mundo del lupanal, cosa que parece que tú si por lo que dices aquí. Pero he pasado muchas veces por un barrio de putas y se perfectamente lo que sufren algunas. Precisamente por eso no creo en la legalización que sólo conduce a que los puteros y proxenetas vivan más tranquilos y encima el gobierno fiscalice y gane dinero con la prostitución.
        Estamos en el siglo XXI y ya es hora que acabemos con la explotación de las personas.

        1. Si y con las religiones, las guerras, los celos, las envidias, el hambre, el capital, la propiedad privada,los nacionalismos, las patrias, los egoismos, tambien la explotación de los animales,etc.
          También me apunto a eso Esperanza, ese paraiso terrenal que desde el principio de los tiempos parece ser que el ser humano lo perdió

          1. No tengo ni idea de lo que quieres decir, acaso que como no se puede cambiar nada, ¿hemos de seguir igual en todo? Yo pienso que ya es hora de empezar a cambiar hacia una sociedad más humana y solidaria.

      2. Por lo que veo, usted si ha sido puta.

        Debe de ser que no he frecuentado sus servicios, pues las putas que yo conozco, todas, absolutamente todas, LO HACÍAN LIBRE Y VOLUNTARIAMENTE, o por lo menos, eso decían.

        Yo nunca me hubiera acostado con una mujer sometida a mafias y proxenetas. Es más, de haberlo sabido, hubiera sido el primero en denunciarlo.

  5. Como bien dices el debate es extenso. Creo que legalizar la situación de quien decide o se ve obligada a ejercer la prostitución asegurando estar dada de alta en la seguridad social y acompañado de una persecución a las redes ilegales mejoraría la situación. Al mismo tiempo veo como una doble moral el discurso de la prostitución mientras la pornografía (cine, revistas) está legalizada y con el iva protegido (mucho más bajo que el cultural). La prostitución nunca se erradic ará, seamos realistas, porque ha existido siempre. Por tanto hay que intentar asegurar derechos a quien la ejerza y perseguir a quien trafique.

      1. Los tiempos cambian y no te puedes imaginar la cantidad de demanda por parte del sexo femenino de profesionales del sexo actualmente llamados “scort” o si quieres putos. Son hombres que trabajan bajo demanda bastante bien remunerados generalmente por mujeres con gran disponibilidad económica. Te sorprenderías cómo y en que condiciones trabajan.
        Y esto no tiene que ver con discurso de hombres o de mujeres

      2. Y…. ¿eso es bueno, malo o regular? Es que el software de wordpress te ha debido cortar la argumentación, muy extensa y elaborada, seguro….

        Vaya sociedad tenemos que basta con apuntar al género de alguien para descalificarle. Te apunto algunos insultos de lo políticamente correcto que podrás usar para evitar tener que argumentar: tienes discurso de blanco, hablas como un heterosexual, opinas como un liberal… etc.

        Conste que yo soy más partidario de las políticas nórdicas, basadas en la persecución del comprador(putero), pero porque son más efectivas en la lucha contra la trata de blancas, no por razones morales. En cualquier caso, la legalización sería mejor que la situación actual y desde luego nunca, nunca, sustituiría la argumentación por la descalificación.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s